Un millonario de Canadá se disfraza de mendigo y ofrece dinero a quienes le ayudan

El adinerado hombre se hace pasar por un ‘sin techo’ y espera a que las personas le presten ayuda para compensarles económicamente por sus buenas intenciones

Mendigo
Maria Molina
24/12/2013

Aunque las historias de buenos actos navideños parece que solo formen parte del guion de una película con Papá Noel como protagonista, lo cierto es que en el día a día también se pueden escuchar anécdotas semejantes.

En Canadá, un millonario ciudadano ha tomado la costumbre de cada época navideña salir a la calle, vestirse como un ‘sin techo’ y esperar a que las personas generosas le presten ayuda para compensarles económicamente por su buena acción.

Yogi Omar, de 30 años, paseaba estas fiestas por Vancouver (Canadá) cuando vio a un vagabundo que pedía limosna en la calle. Omar, conmovido por la precariedad del hombre sin hogar, le preguntó si tenía hambre y le propuso comprarle comida.

Sin embargo, el hombre al que le estaba ayudando no era un vagabundo cualquiera, sino un adinerado filántropo que practica “actos humanitarios aleatorios como tradición familiar anual” tres horas cada noche la semana antes de Navidad.

El adinerado individuo rechazó la limosna de Omar y le preguntó cómo podía devolverle el gesto de generosidad. Yogi Omar explicó al mecenas que acababa de comprar unos billetes de avión para viajar hasta Guangzhou (China) donde estaba ingresado su padre por un cáncer terminal.

Aunque el adinerado ‘sin techo’ le ofreció pagarle el vuelo, Omar se negó, pero sí que aceptó el alquiler de un mes de su apartamento. “Él simplemente sacó una riñonera y me dio 469 dólares en efectivo. Yo estaba pensando: ‘¿Esto es en serio?’. Estaba muy impresionado”, relata Omar.

El generoso filántropo le pidió al joven que no revelara su identidad porque “tengo que permanecer en el anonimato para poder seguir haciendo cosas buenas”, pero Omar afirma que éste es caucásico y ronda los 50 años.