Tres jóvenes son halladas vivas tras un secuestro de diez años en EEUU

Amanda Berry, que ahora tiene 27 años, salió de la casa con un niño pequeño en brazos. La cadena estadounidense CNN apunta que Berry podría haber sido madre de una niña que ahora tendría tres años

tres jovenes son halladas con vida tras una decada secuestradas
Ana Bort
7/5/2013

Desaparecieron hace diez años en casos separados y ahora han conseguido huir de sus secuestradores tras su cautiverio en una vivienda de Cleveland (Ohio). Tres hombres de alrededor de cincuenta años han sido detenidos en relación con el caso, uno de ellos parece ser que es el dueño de la casa.

Las tres jóvenes son Michele Knight, Amanda Marie Berry y Georgina Lynn Dejesus. Knight desapareció en 2002 a los 21 años, Berry en abril de 2003 a los 17 y Dejesus, a los 14 años en 2007.

La policía las encontró cuando Berry les llamó por teléfono y en la llamada, filtrada a los medios de comunicación, dice su nombre y manifiesta que ha estado desaparecida durante una década, mientras pedía ayuda antes de que volviese el secuestrador.

Un vecino de Cleveland escuchó los gritos de una mujer en la casa de su vecino y acudió con otros vecinos a ayudarla, ya que gritaba que estaba secuestrada, que llevaba mucho tiempo dentro de la casa y que necesitaba salir. Poco después llegó la policía y sacó a las otras dos mujeres.

Amanda Berry, que ahora tiene 27 años, salió de la casa con una niña pequeña en brazos. La cadena estadounidense CNN apunta que Berry podría haber sido madre de una niña que ahora tendría tres años, así que esa sería su hija.

Aunque en un primer momento las chicas han sido llevadas al hospital, están en buen estado de salud y no han padecido daños de forma aparente. Parece ser que hoy habrá una conferencia de prensa en la que se aclararán algunos detalles del asunto.

Tres hombres han sido detenidos en relación al caso. Uno de ellos, Ariel Castro, llevaba más de veinte años viviendo en la casa en la que ha tenido retenidas a las tres jóvenes y sus vecinos aseguran que nunca habrían imaginado lo que estaba ocurriendo y que él pudiera hacer daño a alguien.

Michelle Knight desapareció en 2002 y la policía apuntó que podría haberse escapado de casa. Por su parte, Amanda Berry fue vista por última vez mientras trabajaba como camarera y Dejesus, en el camino del colegio a su casa.