Tidus: Fallece el perro torturado en Benimàmet a pesar de su tratamiento

Pasó la nochevieja en estado crítico y por la mañana tenía síntomas de afección neurológica, con pupilas no reactivas y problemas en las patas delanteras, además de fiebre. Murió por la tarde

tidus el perro quemado fallece
Ana Bort
3/1/2013

Las redes sociales se movilizaron por su vida y por buscar apoyo para salvarle, pero Tidus estaba en muy mal estado y no se pudo hacer nada más. Este pastor belga aguantó más de un mes y medio después de ser quemado vivo el 13 de noviembre en Benimàmet por unos desconocidos que no han sido encontrados.

Este perro, que tras esa brutal agresión quedó con un 70% de la superficie de su cuerpo quemada, se aferró a la vida con todas sus fuerzas mientras estuvo ingresado en el Centro Integral de Atención Veterinaria de la Canyada. En este centro se le operó de las rodillas, donde se le hizo un injerto fibroso, de piel y de tendones, pero no ha sido suficiente.

Fue una meningitis la que se llevó a Tidus por delante. Pasó la nochevieja en estado crítico y por la mañana tenía síntomas de afección neurológica, con pupilas no reactivas y problemas en las patas delanteras, además de fiebre. Murió por la tarde.

Tidus estaba siendo atendido por cuidados sufragados por la ONG Lets Adopt, que recogió casi 25.000 euros para pagar su tratamiento. Desde el Ayuntamiento de Burjassot se solidarizaron con el caso de este perro torturado y pidieron ayuda a los vecinos para encontrar a los delincuentes que habían atacado a este animal inocente. Tidus se escapó cuando estaba dando un paseo con su dueña y cuando ésta lo encontró, estaba atado a una valla cerca de Canterería (Benimàmet), quemado y asustadísimo.

Rápidamente su dueña difundió la noticia a través de las redes sociales y muchos arrimaron el hombro para concienciar acerca de la brutalidad que supone el maltrato animal y de cómo los culpables no pueden quedar impunes. Gracias a la difusión, el caso de Tidus saltó a la prensa y pudo ser cuidado hasta su fallecimiento.