Rinoplastia: Ocho datos curiosos que no conoces de la rinoplastia

¿Crees que solo las estrellas de cine se hacen rinoplastias? Para nada. Te traemos algunas curiosidades sobre las operaciones de nariz

rinoplastia
Alberto Ferrer
27/5/2015

Hay gente que cree que la rinoplastia es una operación patrimonio de las estrellas del cine y se equivocan por completo. Es posible que cualquier vecino tuyo de Valencia se haya hecho un retoque tanto por estética como por salud, ¿a que no te lo imaginabas?

Las operaciones de nariz son muy habituales, de hecho, se trata de uno de los tratamientos de cirugía plásticos más habituales en todo el mundo. Este es uno de los detalles que mucha gente desconoce sobre la rinoplastia. He aquí algunas otras curiosidades sobre esta popular operación de cirugía plástica;

–          La palabra rinoplastia procede del griego, de ‘rhinos’, que significa nariz y ‘plastikos’, que significa ‘dar forma’.

–        ¿Quién cree que la rinoplastia es una operación inventada hace diez o veinte años? Para quienes así lo piensen, deberían saber que en el 600 a.C. los médicos hindúes reparaban las lesiones de la nariz usando tejido de la frente.

–        El sentido estético de la rinoplastia surgió durante la década de los cincuenta. Fue en esa época cuando la gente quiso mejorar su aspecto remodelando la nariz.

–        No solo se trata de una operación estética. También hay quien se somete a este tratamiento para corregir defectos de la nariz que impiden respirar bien o un consumo correcto de oxígeno e incluso para evitar los ronquidos.

–        El objetivo de una buena cirugía en la nariz es mejorar su aspecto pero siempre en armonía con el rostro. El cirujano debe examinar y estudiar cada uno de los rasgos con detalle para que tras la operación el conjunto de la cara tenga un aspecto natural y armonioso.

–        En ocasiones, el timbre de la voz puede modificarse un ápice tras la operación. Se trata de un cambio muy sutil que apenas se percibe, pero hay quien apunta que tras la intervención tiene una voz más nasal.

–        Irán es uno de los países en los que más rinoplastias se practican, unas siete veces más que en Estados Unidos. Las narices de los iraníes suelen ser grandes y tanto hombres como mujeres acuden al cirujano para arreglarla. Así como en algunos países las personas ocultan que se han operado, en Irán es un motivo de orgullo y es habitual ver pasear a personas con el vendaje que se pone tras la intervención.

–        Los japoneses, que también tienen fijación por la belleza, suelen querer operarse para asemejar sus narices a las europeas.

Estos ocho datos curiosos sobre la rinoplastia demuestran que se trata de una operación algo desconocida, pero no por ello poco habitual. Quien desee someterse a una modificación de su nariz debe confiar en un cirujano competente, a ser posible experto en rinoplastia, que tenga garantías de ofrecer un resultado óptimo y equilibrado en el rostro.

Para conseguir una nariz envidiable solo basta mirar la tu vecino operada. De hecho en Valencia puedes encontrar centros especializados en cirugía estética facial muy reputados en cuyas manos ponerte con total confianza.

Uno de estos profesionales, uno de los más apreciados para hacer una rinoplastia en Valencia, es el Doctor Salvador Rodríguez-Camps. Además de que cuenta con la Estrella de Oro a la Excelencia Profesional, es especialista en una nueva técnica para narices de punta nasal extremadamente difícil que le ha hecho ganar su fama en todo el mundo.

rinoplastia valencia

 

 

Si quieres ver cómo podría quedar tu nariz si te sometes a una rinoplastia en Valencia, puedes visitar el apartado de ‘Antes y Después’ de su página web.