Picaduras de medusa: Cómo curarlas, tratamientos y falsos remedios caseros

La temporada de verano viene acompañada con los baños en la playa y con ellos, las picaduras de medusa. Para reducir el escozor e hinchazón, los especialistas recomiendan limpiar la herida con suero o agua salada y seguir el tratamiento adecuado.

Picadura-medusa
Ana Gimenez
30/7/2013

La llegada del calor en las aguas siempre viene acompañada de una oleada de medusas. Y con ellas, sus famosas y dolorosas picaduras. Existen diferentes remedios caseros como echar coca-cola o vinagre, pero siempre hay que hacer caso de los especialistas. Para ello, la Generalitat Valenciana ha informado en un comunicado de los tratamientos que recomiendan los médicos del Departamento de Salud del Hospital Universitario de la Ribera de Alzira (Valencia).

Lo principal en lo que coinciden todos los expertos es en limpiar la herida con suero, o en su defecto, agua con sal. Atención: evitar agua dulce ya que podría reactivar el tóxico del animal marino.

Es muy importante limpiar la zona de cualquier rastro de la medusa, evitando el contacto con los tentáculos porque existe el peligro de que la afección se pase a las manos.

Después, durante no más de cinco minutos, hay que enfriar la lesión producida por la medusa. Para ello hay que colocar sobre la misma compresas frías o cubitos de hielo envueltos en toallas o paños.

En cuanto tengamos la zona afectada limpia y fría, hay que aplicar una pomada con cortisona. Nada de antihistanímicos, porque solo harían que aumentar el hinchazón. Se cubre con una gasa y se mantiene alejada del agua del mar y del sol durante dos o tres días.

Respecto a los remedios caseros extendidos, los especialistas destacan como errores muy comunes el de aplicar vinagre o lavar la herida con orina. Pese a lo que se cree, cuentan que estos métodos pueden producir el efecto contrario; es decir, la extensión de la herida.

Por último, si después de seguir el procedimiento indicado continúan teniendo escozor o no se ha reducido la inflamación, deberán acudir a que les atienda un especialista en el centro médico más cercano.