Mundial Brasil 2014: Aumenta la venta ilegal de entradas

Desde la FIFA avisan sobre el peligro de comprar entradas falsas

Mundial-Brasil-2014
Lorena Gonzalez Pérez
23/5/2014

Faltan apenas 20 días para que dé comienzo el Mundial de Brasil de 2014 y parece que la venta ilegal de entradas está azotando a este evento incluso antes de que comience. Una mala noticia, sin duda, que solo beneficia a los pícaros que pretenden aprovecharse de esos aficionados ansiosos que lo que buscan es comprar entradas para los partidos del Mundial Brasil 2014.

Al parecer se trata de un fenómeno creciente que ya se ha detectado, por lo que la FIFA no ha dudado en redoblar sus esfuerzos por conseguir que esta práctica se vea reducida de manera más que considerable. De este modo, desde la FIFA recuerdan que “es importante recordar que la única fuente legítima para la compra de entradas es www.FIFA.com” y que “ningún otro sitio web, empresa, entidad o persona tiene derecho a vender legítimamente entradas para la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014″.

“Desafortunadamente, en las últimas semanas hemos visto a más y más gente abandonar nuestras taquillas decepcionada al no poder retirar sus entradas adquiridas a través de sitios web no oficiales”, señaló Thierry Weil, director de Marketing de la FIFA.

mundial

La FIFA lleva trabajando en la lucha contra la venta no autorizada de entradas, y actualmente está intentando concienciar a los usuarios para garantizar la seguridad de los interfaces durante el proceso de pago. Unos esfuerzos que, por cierto, no se limitan únicamente a Brasil, sino que van más allá y ya han solicitado la cooperación de las autoridades locales de las jurisdicciones pertinentes y con una estrecha relación con los organismos de protección al consumidor.

Sin duda, una mala noticia que, sin embargo, no es nada nuevo, ya que a menudo sabemos que se producen este tipo de fenómenos en todos los ámbitos, incluido el de la música. Eso sí, como usuarios tened mucho cuidado sobre dónde compráis las entradas o podréis encontraros con el problema de haber adquirido algo falso.