Las víctimas del accidente de metro de Valencia denuncian las irregularidades en un documental

La asociación de víctimas del accidente de metro de Valencia, ocurrido el pasado 3 de julio de 2006 donde murieron 43 personas y hubo casi medio centenar de heridos, han lanzado el documental ‘0 responsables’, con el que pretenden denunciar las irregularidades ocurridas durante la tragedia, así como la inapropiada cobertura mediática que se le dio al suceso.

metro valencia
Luis Navarro
4/3/2013

La asociación de víctimas del accidente de metro de Valencia, ocurrido el pasado 3 de julio de 2006 donde murieron 43 personas y hubo casi medio centenar de heridos, han lanzado el documental ‘0 responsables’, con el que pretenden denunciar las irregularidades ocurridas durante la tragedia, así como la inapropiada cobertura mediática que se le dio al suceso.

‘0 Responsables’ es una serie documental compuesta por seis capítulos, que serán publicados sucesivamente cada día 3 de cada mes, a partir de hoy. Con ellos tratan de evidenciar el hecho de que hasta hoy nadie haya asumido ninguna responsabilidad, en el que resultó ser el peor accidente de metro de la historia de España.

Su segundo capítulo, titulado ‘La estrategia del silencio’ y publicado hoy en su página web, recuerda como una vez ocurrido el siniestro desde la cadena de televisión autonómica valenciana se intentó restar gravedad al suceso utilizando la visita próxima del Papa Benedicto XVI con el fin de ir intercalando noticias.

En este capítulo demuestran cómo la cadena de televisión pública de la Comunidad Valenciana, Canal 9, no interrumpió su programación para dar cobertura al suceso, manteniendo su emisión normal hasta pasadas varias horas, cuando trataron el tema en un informativo especial.

‘La estrategia del silencio’ recoge el testimonio de Frederic Ferri, en aquel entonces editor de informativos en Canal 9 y que en la actualidad ejerce como presentador en ‘Nou24’, canal de información 24 horas de RTVV, donde explica cómo la cadena se limitaba a atender las órdenes recibidas de la Generalitat para minimizar el efecto social del siniestro: “Si Canal 9 en ese momento no cortó la información y no hizo un despliegue que perfectamente podía hacer”, “es porque había una decisión desde la línea editorial y desde la dirección de la casa de no interrumpir esa programación”.

Pese a que Ferri revela que su intención no fue otra que la de dar una mayor cobertura mediática de la que se estaba dando al siniestro, reconoce que “la cobertura del Papa era intocable” para sus directores. “El director del informativo habla con el director de la cadena y el director de la cadena le marca la directriz y ya está: los primeros 14-15 minutos tienen que ser de la visita del Papa”, explica. Así como apunta al gobierno central de las decisiones adoptadas aquel día: “La línea de las informaciones que salían en Canal 9 estaba en la línea de lo que decía Presidencia de la Generalitat y lo que decía el portavoz del gobierno valenciano”.

Desde la asociación denuncian también el hecho de que los directivos y técnicos de Metro Valencia fuesen aleccionados para que ofreciesen una versión única del suceso ante la comisión parlamentaria, en la cual el incidente fue imprevisible e inevitable, debido principalmente al exceso de velocidad llevado a cabo por el conductor, fallecido en el accidente.