Crónica Athletic de Bilbao 1-1 Valencia. Liga BBVA. Vídeo resumen

Crónica partido Liga BBVA: Athletic de Bilbao 1-1 Valencia. El Valencia se dejó dos puntos en Bilbao tras perdonar muchas ocasiones.

302518hp2
Alberto Ferrer
6/10/2013

El Valencia crece. Eso es lo que demostró el equipo blanquinegro en Bilbao. Los de Mestalla consiguieron armar un juego vistoso pese al empate. Los chés, que dispusieron de más y mejores ocasiones, acabaron pagando su falta de acierto y dejándose puntos en el feudo rojiblanco.

El Valencia se acicaló para visitar el reformado San Mamés y salió bien plantado sobre el césped. Los hombres de Miroslav Djukic impidieron que el Athletic fuera tan batallador como de costumbre cuando juega en casa y el juego ché fue mucho más fluido.

El paso del tiempo dejó el balón más en posesión de los rojiblancos que de los valencianistas. Pese a ello, fueron los de la capital del Túria los que crearon más peligro, ya que los de Ernesto Valverde no lograban finalizar sus oportunidades. El Valencia empezaba a mostrar las uñas, pero le costaba crear juego en el centro del campo ya que los leones se hacían fuertes cerrando la salida del esférico.

Los chés fueron avisando una y otra vez a los vascos con tiros y jugadas peligrosas, pero no fue hasta el minuto 41 cuando inauguraron el marcador. Una internada de Feghouli en el área obstruida por Laporte fue el detonante para que el árbitro decretara penalti tras la caída del argelino en el área de los locales. La pena máxima la transformó de forma magistral Ever Banega al colocar la pelota donde Gorka Iraizoz, meta de los leones, no podía llegar. El tanto, al filo del descanso, avanzaba a los valencianistas en Bilbao.

En el segundo tiempo los de Mestalla, cómodos, salieron enchufados y comandados por la batuta del goleador del encuentro, Banega. El argentino supo mandar con mayor claridad en los primeros compases de la segunda parte propiciando acciones de peligro sobre el área local.

Los valenciansitas perdonaron innumerables ocasiones. El buen juego había llegado a las botas de los blanquinegros tras mucho trabajo y a los del Djukic solo les faltó finalizar las oportunidades de las que dispusieron para vivir más tranquilos sobre el tapete vasco.

Los errores se pagan caros, y más en un campo tan complicado como San Mamés. El Valencia no amplió distancias cuando pudo y vio como en el 75 los leones pusieron el empate en el marcador por mediación de Mikel Rico, que solo tuvo que empujar con la cabeza un pase de De Marcos tras un centro desde el carril zurdo.

El tanto fue aire fresco para los de Valverde, que, empujados por la grada, comenzaron a inquietar de manera continua el área valencianista. Pero los blanquinegros no se pusieron nerviosos y siguieron generando un juego peligroso y con criterio.

Finalmente las acciones de uno y otro equipo no llegaron a nada y el pitido del colegiado marcó el reparto de puntos en un entretenido encuentro que sabe a poco para los chés y los bilbaínos, que supieron despertar tras el tanto del empate.